La lógica vs la Biblia

logica

Podemos decir que la “lógica” humana es una de las barreras que utiliza el mismo satanás para evitar que los hombres conozcan la verdad bíblica, pues el hombre en su razonamiento y en la búsqueda de coherencia ante lo que ve, vive o piensa, siempre estará inclinado a apoyar y aceptar lo que les dicta su contaminado corazón. Una de las cosas que la lógica humana no quiere aceptar, es la realidad respecto a Dios, al hombre, al pecado y a la salvación, tanto así que prefieren aceptar cualquier teoría o comentario científico, antes de lo que para ellos parece ilógico, esto es la Palabra de Dios. En muchos momentos de mi vida, me he topado con personas que no creen en la Biblia y uno de los argumentos que usan es “La Biblia fue escrita por un hombre” es decir, ellos no pueden considerar divino un libro que fue escrito “por otro ser humano”. Para comenzar a corregir errores de la lógica, la Biblia no fue escrita por un sólo hombre, sino por aproximadamente 45 escritores, pero quiero preguntarle a aquellos que consideran la Biblia un libro ordinario, ¿Cómo un solo hombre escribe un libro en un lapso de XVI siglos? ¿Cómo es posible que un hombre pueda predecir el futuro e inclusive vivir para el tiempo de su cumplimiento? ¿Cómo un hombre común pudo conocer todo lo que pasó antes de su existencia? R= Su lógica humana no puede contestar, pero la Biblia si, ya que solamente una coordinación perfecta de todo lo que contienen las Sagradas Escrituras, sólo es posible por su autor, El-olam “El Dios eterno” (Isaías 40:28-31), Aquel que conoce todas las cosas y que siempre ha existido, quien no tiene fin, ni está atado al tiempo. Dios se encargó de inspirar divinamente (por medio del Espíritu Santo) a quienes Él seleccionó para escribir leyes, crónicas, poesías, máximas, profecías, biografías y cartas, hasta completar el canon que conforma la Biblia (Zacarías 7:12; 1 Corintios 2:10; 2 Timoteo 3:16; 2 Pedro 1:21), es importante aclarar que los escritores de la Biblia vivieron en diferentes periodos históricos y muchos de ellos ni siquiera conocieron en vida a aquellos que continuarían las escrituras, pero Dios los utilizó según sus propósitos divinos para que la Biblia hoy estuviese al alcance de todos.

Otro punto que muchos en su lógica humana no pueden entender, es ¿cómo saber que todo lo escrito en la Biblia es cierto? R= La Biblia nos enseña su perfecta armonía e inerrancia de principio a fin, donde resalta que Dios quien es Omnisciente (todo lo sabe) no se equivoca, ni miente, todo aquel que ha nacido de nuevo entiende lo viva y eficaz que es la Palabra de Dios, que siempre ha sido una realidad aun cuando muchos de nosotros éramos esclavos del pecado. Dios siempre ha existido, nadie lo creó, es como cuando usted nace, cuando usted llega al mundo, sus padres allí estaban esperándolo, bueno de la misma forma, antes que toda la creación existiera, ya Dios estaba (Juan 1:1-3). Pero aun cuando la Biblia no estaba físicamente al alcance de todos los hombres, Dios con su gran poder, con su creación, dio testimonio de su existencia, pero tristemente el hombre, quien siempre ha tenido una necesidad de adorar, se postró delante de la creación de Dios (El sol, la luna, las estrellas, animales) en vez de adorar a su creador, consecuencias del mismo pecado (Romanos 1:19-25). La Biblia no es un libro de cuentos y menos de ciencia ficción, lo que sucede es que para muchos, su razonamiento humano no les permite asimilar la realidad del mundo espiritual, ni aceptar que todo lo escrito en Biblia es tan real como el calor del sol, pero muchos se siguen esforzando en invalidar su contenido.

Quizás usted también habrá pensado ¿Para qué Dios creó todos los demás planetas si en ellos no hay vida? Permítanme responderles: Dios hizo evidente para los hombres que las cosas no surgieron de la nada, por ejemplo, hay una perfección en toda la creación del universo, las galaxias y los planetas, que demuestran el gran poder de Dios, aquel que sostiene el universo, aquel quien la naturaleza obedece, le plació crear un solo planeta con todos los recursos necesarios para la vida, el poder infinito de Dios fue capaz de crear un ser viviente con todo un organismo perfecto, que al recibir su aliento, se convertiría en un ser vivo. Solo basta con estudiar cómo se produce un eclipse solar para que entendamos que las cosas no funcionan de la nada, sino que es Dios quien lo creó, controla y sostiene.

Recuerdo que una vez una persona me expuso que él no creía en la Biblia, porque nunca había presenciado un poder visible o una manifestación sobrenatural como la Biblia comenta que pasó en tiempos antiguos, él me decía ¿has visto a Dios físicamente? ¿Ha bajado un ángel del cielo que te haya dicho algo o te haya dado una Biblia en tus manos? Mi respuesta fue, conozco a Dios por medio de su Palabra y eso me basta, no necesito presenciar el mundo espiritual para asegurarme que es real, la fe es la convicción de lo que no se ve, es decir, el plan de Dios nunca fue aparecerse visiblemente a todas las personas en el mundo y entregarle Él mismo en sus manos las sagradas escrituras y contarles que Jesucristo es su Salvador, Dios expone en su Palabra la verdad en cuanto a Él, al hombre, al pecado y a la salvación, expone la urgencia de acudir a Cristo. En un principio escogió un pueblo dentro de todos los del mundo (Israel), a quienes se dirigió primeramente, entregándoles la ley para hacer a los hombres más conscientes de su pecado, para contener el desenfreno que esclaviza al mundo, pero más adelante Israel aprendería que el Dios de Israel, era también el Dios de todos los países y demás pueblos “gentiles” (Génesis 12:3; Gálatas 3:8),  Aquel que sería el redentor de toda la tierra, “Jesucristo”, esto se llama gracia. Dios no dijo que la fe vendría cuando le vieran, ni cuando experimentáramos una epifanía, ni cuando un ser divino nos apareciera, sino por escuchar la Palabra de Dios (Romanos 10:17). Inclusive, en la Biblia tenemos un claro ejemplo, que ni siquiera ver a un muerto regresar a la vida, persuadirá a los hombres a comprender su necesidad de Dios (Lucas 16:19-31), solo es posible mediante la correcta exposición del evangelio y por medio de su Espíritu Santo quien convence al mundo de pecado (Juan 16:8). La Biblia NO llama bienaventurados a los que quieren ver para creer, sino a los que escuchan su Palabra y la obedecen (Lucas 11:28; Apocalipsis 1:3) y completado el canon con aquellos hombres inspirados por el Espíritu Santo (Apocalipsis 22:18, 19), hoy podemos conocer todo lo que Dios quiere que el hombre sepa acerca de Él, pero esto no significa que Dios es todo lo que expone su Palabra.

La lógica humana no puede asimilar la Trinidad en Dios, la lógica humana piensa que los grandes milagros y hazañas registradas en la Biblia fueron puros inventos, pero aún con todo, la misma ciencia (cosa que el cristiano no necesita para confirmar) en muchas oportunidades certifica que lo que expone la Biblia es cierto. Entonces, no podemos creer parcialmente en la Biblia, en esto se basa la inerrancia, la Biblia es la verdad, no contiene errores, sólo existen personas que NO estudian correctamente las escrituras y la tergiversan, aunque otros la tuercen con total intención. Dios cumplió un propósito al abrir el mar rojo en dos para salvar al pueblo de Israel (Éxodo 14:21), pero hoy no es necesario un milagro similar para demostrar que Dios es real, ese milagro tuvo su propósito y tiene su enseñanza. Dios detuvo la rotación de la tierra aproximadamente 24 horas cuando Josué se enfrentó a los 5 reyes amorreos (Josué 10:12-14), pero ya no es necesario presenciar un fenómeno excepcional, para poder decir que Dios sí existe.

Conclusión:

Usted no necesita lógica para creer, no necesita evidencias palpables para obedecer, aquellos que adoran una imagen, aquellos que se postran ante un muñeco hecho por el hombre, ni siquiera tienen fe, el verdadero cristiano no necesita ver algo que lo inspire, porque aún el corazón más perverso que pueda existir, desde un pequeño niño hasta el más adulto, pudiera mediante el evangelio de Cristo, entender la urgencia de un Salvador. Usted necesita nacer de nuevo, necesita conocer la voluntad de Dios para el hombre y que camine como tuvo que ser al principio de todo, ¡Amando a Dios por sobre todas las cosas y viviendo solamente de su Palabra!

Ismael Quevedo

3 comentarios sobre “La lógica vs la Biblia

  1. excelente estudio biblico de la logica humana y la biblia DIOS te bendiga y te siga dando mas sabiduria y revelacion de su palabra para que sigas ensenando de ella muchos que la necesitan

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s